Islas divergentes

Paloma Corrales con Neorrabioso

En esta entrada Paloma Corrales nos habla del Messi de la poesía actual, del fucking hero de las letras de Madrid. Quizá yo no escribiría como escribo si no conociera a este tío. Se llama Batania o Neorrabioso, y seguro que ya os he contado algo de él. Me parece que, aparte de decir verdades como puños, tiene mucho talento. Sus poemas de amor son cojonudos, sus poemas sociales son buenísimos, sus poemas de cualquier cosa son la leche. Solo os digo que hace unas semanas fui a Saber y ganar, el programa de la tele, y me llevé una camiseta que ponía Neorrabios@. Era mi pequeño tributo y mi manera de dar las gracias.




BATANIA / NEORRABIOSO: Noches aquellas

Noches aquellas de iguanas calcinadas,
lanzados a fuego por la autopista A-8
a la salida tardía del bar Sebas,
borrachos hasta más allá de las fuerzas,
acelerando desnudos en una Nissan Vanette
que conducía con el pulgar de mi izquierda,
noches aquellas con sabor a velocidad
y a punto de matarnos, Iratxe,
cuando querías torcer el volante contra la mediana
para morir unidos como Filemón y Baucis,
cuando jugabas a esbozar las caras de los urgencias
ante nuestros cadáveres desnudos y espléndidos,
las caras de los bomberos sacándonos con el cortafríos
y limpiándose nuestro semen con repugnancia,
noches aquellas del vino fácil y ardiente,
cuando mi padre era tan alto que nunca se acababa,
cuando tu cuerpo olía a belleza y a lluvia de primavera,
coreando como bandidos las letras de La Polla Records,
totalmente borrachos por el túnel de Malmasín,
totalmente desnudos por Kareaga Goikoa,
conduciendo libres y a mil ruedas por hora
mientras nos quejábamos de la Ertzaintza,
la Ertzaintza que nunca nos paraba,
la Ertzaintza que nunca una multa,
la Ertzaintza que nunca alcoholemia,
la Ertzaintza que no se atrevía.

No hay comentarios: