Islas divergentes

Ella


No sabéis lo que me estoy perdiendo
ni idea de mi sed cuando escribo
de mi hambre cuando escribo

No tenéis ni idea de cómo se despliega
cómo se abre las ventanas y da igual que llueva,
nieve
o nos golpee el viento:

En nuestra habitación siempre es verano.